“Soy un hijo de puta”. Monólogo de Miguel Lago.

Después del palo considerable que le he dado antes a “La Picaeta del Carmen”, toca ser bueno y contar la segunda parte de la noche, que fue, simplemente, cojonuda.

Hacía tiempo que quería ver a Miguel Lago (@Miguel_Lago_). En los fragmentos de sus monólogos que había visto en Paramount Comedy me había encantado su estilo. Lamentablemente, nunca conseguí ver más que fragmentos. Incluso ese lado absurdo de cerebro que tengo escondido en la cabeza hizo que nunca me plantease buscar en YouTube. Y anoche, buscando algo distinto para hacer en Valencia , vi que este showman venía al Teatro Talía. Y el precio era muy bueno, 10€. Y gastar 10€ en algo que sabes que te va a gustar no es un gasto, es una inversión. Y finalmente esos 10€ quedaron en el haber y no en el debe.

Aunque desde Atrápalo.com nos venden el show como “Soy un miserable”, Miguel Lago lo deja claro desde el primer momento: “Soy un hijo de puta”. Y no es un hijo de puta porque la vida le ha hecho así, no, es un hijo de puta porque quiere, y viene de una larga saga de hijos de puta. Además su reto es ser el tío más rico del mundo, tener todo el dinero que exista, y que los demás le comamos el rabo.

Para no desgranar más el espectáculo, comentar que nos encontramos ante una crítica voraz a la sociedad actual. Miguel tiene para todos: políticos, ciudadanos, para la tercera edad e incluso para el capitán del Costa Concordia. Y lo mejor de todo es que dice verdades como puños. Vestido con un traje aparentemente caro, desprendiendo una chulería más típica de un madrileño que de un vigués, y dejando la sensación de que ha tenido que ser el típico adolescente cabrón, Miguel Lago es políticamente incorrecto a lo largo de la hora y media que dura el espectáculo. Pero muchas veces, ser políticamente incorrecto es decir lo que los demás piensan pero no se atreven a decir. Y ya lo dice él: “expresa lo que realmente sientas, no lo que los demás quieran que digas”. Y tiene toda la razón.

Dentro de que el espectáculo es fantástico y hay una dosis genial de humor inteligente, he de ser crítico en un punto: el inicio del monólogo se nota dicho de carrerilla, no es nada espontáneo. De hecho ese inicio es exactamente igual que el emitido en los monólogos de Paramount Comedy. Eso sí, en cuanto se suelta y empieza con los temas actuales, la actuación es sublime, las risas garantizadas y los aplausos merecidos.

Totalmente recomendable, es más, estaría muy atento a su página web (www.miguellago.com) y a las redes sociales (en Twitter: @Miguel_Lago_) para ver cuando vuelve por Valencia (o por tu ciudad, si nos lees desde fuera).

Aquí os dejo vídeos de su espectáculo “Soy un hijo de puta”, aunque os recomiendo que los paséis por encima, os riáis un poco y vayáis a verle, vale totalmente la pena.

Nota: 9,5/10

Suscríbete a Valencia Culture Magazine

Suscríbete en nuestra web y recibe toda la información de Valencia al instante

Be the first to comment