“Nunca apagues la luz”… nunca veas esta película

Hay películas que si simplemente se quedasen en el trailer, saldrían ganando. Incluso serían obras maestras. Pero luego resulta que hay película completa y se va todo por el retrete. Y uno de esos ejemplos es “Nunca apagues la luz”, con un trailer prometedor se convierte en un auténtico truño de película.

Técnicamente, invertir mi tiempo en escribir esta crítica de “Nunca apagues la luz” es tirarlo a la basura. Malgastarlo, perderlo… llámalo como quieras. Básicamente es lo que sucede cuando ves esta película. Sería más productivo hacer agujeros en una pared con una chincheta que dedicar una hora y dieciocho minutos de tu vida a esto. Bueno, al menos en eso han tenido piedad con el espectador, la han hecho corta. Podría haberse ido a las dos horas y habernos matado.

“Nunca apagues la luz” es una película absurda que tira por tierra una gran idea. Hay un ente que sólo aparece en la oscuridad, al más puro estilo Alan Wake. Podría tratarse de una especie moderna de Freddy Kruegger, ya que la oscuridad y el sueño son inevitables. Pero cogen esta buena idea, meten un niño repelente, una chica rubia rebelde con un novio medio bobo y una madre que está para internarla en el psiquiátrico, los meten en una batidora y sacan una película tonta.

Porque sí, el niño es repelente y el argumento absurdo. No nos gustaría destriparos mucho de la película, así que a partir de aquí viene algún spoiler:

Escena de
Escena de “Nunca apagues la luz”

-¿Cómo aparecen documentos super secretos de un centro psiquiátrico en casa de la madre?
-¿Cómo aparece un niño que seguramente no lleve dinero encima en casa de su hermana que vive en algún lugar al que seguramente no sepa llegar en una ciudad como Los Ángeles que es inmensamente inmensa?
-¿Cómo le da tiempo al novio bobo a sacar las llaves del coche mientras le están pegando una paliza de muerte?
-Si la madre sabe que está mal y sabe cuál es la solución a su problema, ¿por qué no se suicida antes?
-¿Dónde pillaron eso que se fumaron cuando hicieron la película? ¿Por qué el novio de la protagonista es tan calzonazos?

En fin, basura en forma de película de terror, para variar. Cuando en la sala hay más risas que silencio, mal asunto. Si, te llevas varios sustos, ¿y qué? Efecto sonoro, nada más. Terror psicológico, el bueno de verdad, ninguno.

Segundo truño consecutivo tras Escuadrón Suicida. Menos mal que esta vez invitaron.

Puedes seguirnos en Twitter: @ValenciaCulture y @Monle85

Síguenos en Facebook: Valencia Culture Magazine

Suscríbete a Valencia Culture Magazine

Suscríbete en nuestra web y recibe toda la información de Valencia al instante

Be the first to comment

Deja un comentario