¿Cómo podemos evitar los conflictos de pareja en vacaciones?

SOS, llegan las vacaciones y vamos a pasarlas en pareja. Nos va a tocar aguantar a esa persona que convive con nosotros pero a la que apenas vemos a lo largo del día. “¿Y si le conozco más y no me gusta tanto como creía? En la tele dicen que el mayor número de rupturas se producen después de las vacaciones. ¡Tengo miedo!” No te preocupes, hemos contactado con nuestra amiga y psicóloga Gema Navarro y nos va a ayudar a analizar las causas y soluciones de los conflictos de pareja en vacaciones.

Durante las vacaciones las parejas comparten mucho más tiempo que durante el resto del año. Una época que debería de ser sinónimo de felicidad y unión entre la pareja, acaba siendo una fuente de conflictos y desavenencias, ya que las estadísticas indican que la decisión de romper la relación se produce mayormente después de las vacaciones estivales (aproximadamente 110.000 rupturas matrimoniales en España en el 2011 según los datos del Instituto Nacional de Estadística).

En primer lugar, debemos ser conscientes que los conflictos de pareja no surgen espontáneamente en los periodos vacacionales. En realidad ya existían, pero en nuestro día a día tenemos la cabeza ocupada con el trabajo, las preocupaciones diarias, la familia y otro tipo de situaciones que consiguen enmascarar los continuos conflictos que pueden llegar a surgir. Sin embargo, durante las vacaciones disponemos de más tiempo libre y es cuando afloran las discusiones y los conflictos sentimentales.

Estas son las situaciones que suelen aflorar la mayoría de los conflictos durante las vacaciones:

Planificación del viaje

viviraustralia.com

El destino elegido, la fecha, la duración del viaje y las actividades y los lugares que quieren visitar pueden desencadenar un conflicto en la pareja. Cada uno de los miembros tiene una personalidad y unas preferencias, lo que puede chocar con las de la otra parte.

Solución:

Es muy importante que la pareja planifique todo lo relacionado con el viaje, que eviten discutir, negocien entre ambas partes hasta llegar a un acuerdo, manteniendo una actitud positiva, teniendo en cuenta que el objetivo es disfrutar del lugar en pareja, ya que el conflicto podría surgir cuando una de las partes es la que siempre acaba cediendo con tal de agradar al otro.

Idealizar las vacaciones

leombrunor.com

Tener altas expectativas e ilusiones sobre el viaje junto a tu pareja puede llegar a ser fuente de frustraciones cuando no se cumple aquello que esperábamos. Por ello, es recomendable ajustar nuestras expectativas de una forma realista y tener en cuenta ​que pueden suceder contratiempos que están fuera de nuestro control. Algunos de estos contratiempos pueden ser que el tiempo no acompañe para estar en la calle, que el apartamento que hemos elegido con toda nuestra ilusión sea un desastre, que los transportes se retrasen, etc.

Solución:

Afronta los contratiempos con positividad, acepta las cosas como vengan y olvídate de las grandes expectativas. Estar continuamente pensando en lo negativo no sólo te va afectar a ti, sino también a la ilusión de tu pareja en esos días. Tampoco tiene sentido reprocharle a tu pareja que no disfrutas lo suficiente y menos echarle en cara lo mucho que te ha costado pasar esos días en ese lugar. Por lo tanto, se trata de disfrutar de esos días en pareja.

Gastar más de lo previsto

notiminuto.com

Otro de los conflictos de pareja más habituales es que no se pongan de acuerdo a la hora de negociar el presupuesto durante las vacaciones. Como consecuencia, puede ser objeto de disputa cuando uno es más derrochador y el otro es más tacaño, cuando uno quiere comer en buenos restaurantes y el otro se conforma con cualquier cosa, uno quiere realizar actividades en las que requiere el desembolso considerable de dinero y el otro prefiere las actividades gratuitas, etc.

Solución:

Conversar sobre los gastos que se quieren hacer durante el viaje evitando en todo momento la discusión. Es interesante anotar los gastos que se han negociado de antemano con tu pareja, organizar un presupuesto e intentar no excederlo.

Aburrimiento y agobio

estaciondelsiglo.net

Un clásico. Muchas parejas tienen el miedo de aburrirse o agobiarse al pasar mucho tiempo a solas, lo que puede llevar a importantes conflictos de pareja. A veces no sabemos de qué hablar, algo de lo que no nos damos cuenta en el día a día. La rutina de pasar tantas horas con tu pareja puede hacer mella y desencadenar un conflicto en la relación. En primer lugar, debemos ser conscientes que el aburrimiento es subjetivo, es decir, una pareja puede divertirse tumbados en el sofá de su casa viendo una película mientras que otra necesita salir de fiesta todos los fines de semana. Pero alguna de estas cosas también puede agobiar a la otra parte de la pareja. Si nos aburrimos con nuestra pareja, suele ser consecuencia de otros problemas como la falta de motivación, la rutina puede hacer que al final la relación se vuelva monótona y aburrida.

Solución:

Planea actividades con tu pareja que resulten divertidas para ambos y aprovecha las vacaciones para conversar de vuestros proyectos de futuro, de lo que te interesa o te preocupa. La comunicación es uno de los pilares fundamentales de una relación, sin una buena comunicación en el día a día es imposible que una relación se mantenga en el tiempo, ya que saber conversar con nuestra pareja es un requisito necesario para afrontar con éxito los conflictos que puedan llegar a surgir y para conseguir que el amor perdure en el tiempo.

Para prevenir que en un momento dado puedas llegar a sentirte agobiado, es recomendable dedicar unos minutos al día a realizar en solitario cualquier actividad que te motive, ya sea dar un paseo solo por la playa, salir de compras, etc.

La intimidad

paniculatainbloom.com

Otro ingrediente esencial que debe tener una relación de pareja es la intimidad, aquellos momentos íntimos y exclusivos que solo vivimos con nuestra pareja. La intimidad se puede llegar a dejar de lado en nuestro día a día y, las vacaciones son el espacio idóneo donde se espera poder disfrutar plenamente de ella. En aquellas parejas que pueden surgir complicaciones para disfrutar de esa intimidad puede ser una señal de alarma que indique un problema de pareja.

Solución:

Aprovecha las vacaciones para compartir momentos únicos con tu pareja. Prepara un momento inolvidable para tu pareja que le haga sentir especial, ya sea una cena, un paseo romántico, etc. Exprésale todo lo que sientes y deseas y que quizá no hayas tenido la oportunidad de contarle anteriormente, ya que cuanto más conozcas el mundo interior de la otra persona y ella el tuyo, más empatía, apoyo y cercanía sentiréis mutuamente.

Vacaciones en familia

ellahoy.es

Salir de vacaciones con la familia puede llegar a ser una experiencia positiva en la que disfrutar de la compañía de todos tus seres queridos, pero también se puede llegar a convertir en una pesadilla en la que nadie se pone de acuerdo sobre la planificación del viaje, y cualquier comentario puede llegar a sentar mal aunque no se diga con mala intención, etc.

Solución:

Exprésale a tu pareja con total confianza aquello que te ha podido llegar a sentar mal, en lugar de arruinar tus vacaciones con malas caras o con una actitud negativa que va hacer que afecte a la relación con tu pareja. Dedicad unos minutos al día para realizar alguna actividad juntos en la que podáis disfrutar y compartir momentos que os refuercen, dejando al margen a la familia.

Como puedes ver, todos los conflictos de pareja se pueden prevenir y también solucionar. Las vacaciones son eso, vacaciones, no tienen por qué ser una fuente de discusiones y no deben tener consecuencias negativas. Todo depende de nosotros y de como afrontemos cada situación.

Si tienes alguna duda o consulta con respecto a este asunto, puedes contactar con Gema Navarro en n.c.gema@gmail.com.

Puedes seguirnos en Twitter: @ValenciaCulture

Síguenos en Facebook: Valencia Culture Magazine y Top Valencia

Suscríbete a Valencia Culture Magazine

Suscríbete en nuestra web y recibe toda la información de Valencia al instante

1 comentario en ¿Cómo podemos evitar los conflictos de pareja en vacaciones?

  1. En 1er lugar respeto mutuo, de ahí a no salir con una persona e intentar amoldarla a uno mismo, y luego la ley universal (mia): no mires a una persona lo que mas te gusta de ella, sino lo que menos te gusta y si puedes convivir con ello.
    Si te gusta una persona casera lo mejor es no salir con alguien fiestera y esperar con el tiempo que cambie.
    También saber diferencial si te gusta por capricho del momento o si te gusta mirando a largo plazo, esto evita buscar discusiones para cortar la relación en vacaciones.
    Es lo que opino, 13 años con mi pareja me avalan.